Empresarios bolivianos y españoles ensalzan las posibilidades de inversión en Bolivia

      El Embajador del Estado Plurinacional de Bolivia en España, Jorge Ramiro Tapia, participó el pasado lunes 29 de octubre en el Foro Iberoamérica Empresarial del diario económico español ‘Expansión’ por título ‘Bolivia: perspectivas de inversión”.  El evento, organizado en el IE Business School de Madrid, también contó con la participación de Patricia Hurtado, Gerente de Estudios de la Cámara de Industria, Comercio, Servicios y Turismo de Santa Cruz –  Bolivia (CAINCO); Mauricio Saldaña, de la consultora jurídica Ontier Bolivia, y de Julio Rodero Rodríguez, gerente de la compañía española ‘Hormigones Nalón’ con presencia en Bolivia.

      “Bolivia ha tenido el mayor crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB), de Sudamérica”, expuso el Embajador Ramiro Tapia ante cerca del centenar de empresarios bolivianos y españoles asistentes al evento. También, otros datos macroeconómicos fundamentales para atraer la inversión como es la evolución de la deuda pública, las exportaciones e importaciones o la mayor inversión pública en los diferentes sectores productivos del país.

      El tren bioceánico, un proyecto icónico

      Tras la intervención de Ramiro Tapia, tomó la palabra Patricia Hurtado de la organización boliviana CAINCO (quien representa al tejido empresarial del departamento de Santa Cruz), para remarcar las ventajas competitivas de Bolivia en la región, calificando como “muy buenas” las perspectivas de crecimiento económico a futuro. “Somos un país que tiene ventajas competitivas que pueden ser aprovechadas por los inversionistas en el tránsito de una economía de materias primas al paso de un mayor valor agregado. Hay una oportunidad de diversificación para todos los sectores del país”, remarcó Patricia Hurtado, quien también destacó la ubicación estratégica del país. “Bolivia puede convertirse en la gran tecno-agrópolis de América Latina, pero también en su gran centro logístico y su gran base de operaciones”.

      Patricia Hurtado cerró su intervención poniendo el acento en las posibilidades que abre la participación de Bolivia en la construcción del tren bioceánico. “Desde el punto de vista logístico y de comercio exterior va a tener un impacto en movimiento de mercancías similar al Canal de Panamá”, afirmó Hurtado. Una previsión a la que también se sumó Maurio Saldaña de la consultora Ontier Bolivia, quien hizo un recorrido por el entramado legal destinado a proteger la entrada de inversiones en Bolivia, así como en la agilización de trámites a raíz de la reciente adhesión del país al Convenio de la Apostilla de La Haya. Y puso el ejemplo de éxito de la compañía española ‘Hormigones Nalón’, cuyo gerente, Julio Rodero, detalló cómo ha sido su progreso empresarial desde su conformación como un negocio local en la región española de Asturias hasta su protagonismo actual en la construcción de dos cementeras en los departamentos de Oruro y Potosí.

      Tras las exposiciones, se abrió un diálogo entre los ponentes y los empresarios en el cual se subrayó el clima favorable para incentivar la inversión externa en Bolivia. “A las empresas españolas les va muy bien porque tenemos una seguridad jurídica adecuada y pueden invertir adecuadamente. Y además, estamos en la posición de tener negociaciones adecuadas, de ida y vuelta”, sentenció el Embajador Ramiro Tapia, antes de darse por finalizado el evento.

      Categories: Actualidad